Disociación

 

Las sustancias que se disuelven en agua, por ejemplo, se se paran en partículas de muy pequeño tamaño que quedan entre las del disolvente. Las partículas de soluto formadas en la disolución pueden ser moléculas o agregados de mléculas pero de tal tamaño que no se pueda visualizar.

Cuando en el proceso de disolución ocurre la separación de las partículas en iones que constituyen la molécula, decimos que ha tenido lugar una disociación. Cada ion se rodeará de moléculas de agua.

Ejemplo de sustancias que al disolverse se disocian en su mayor parte:

En cambio hay sustancias como el ácido acético que al disolverse parte queda sin disociar y parte se disocia en los iones correspondientes:

donde Ac- es el ion acetato y HAc es el ácido acético.

 

Icono cerrar que al presionarlo cierra la ventana.