FICHA DE DATOS DE SEGURIDAD (FDS) DE UN PRODUCTO QUÍMICO


Las fichas de datos de seguridad deben ser elaboradas para todas las sustancias y preparados clasificados como peligrosos.

La información que obligatoriamente debe contener una FDS se debe incluir en los siguientes 16 apartados, cumplimentando todos y cada uno de ellos. En la primera página de la FDS debe indicarse su fecha de emisión.
 

1)   Identificación de la sustancia o preparado y de la sociedad o empresa.

2)   Composición/información sobre los componentes.

3)   Identificación de los peligros.

4)   Primeros auxilios.

5)   Medidas de lucha contra incendios.

6)   Medidas en caso de vertido accidental.

7)   Manipulación y almacenamiento.

8)   Controles de la exposición/protección individual.

9)   Propiedades físicas y químicas.

10) Estabilidad y reactividad.

11) Información toxicológica.

12) Información ecológica.

13) Consideraciones relativas a la eliminación.

14) Información relativa al transporte.

15) Información reglamentaria.

16) Otra información.
 

El contenido de estos apartados deberá redactarse en castellano, siguiendo las instrucciones recogidas en la “Guía para la elaboración de Fichas de Datos de Seguridad” que figura en el R.D. 99/2003 y en el Anexo VIII del R.D. 255/2003.
 

• La elaboración de una FDS corresponde al fabricante o importador. Los importadores o distribuidores que efectúen un reempaquetado o un reetiquetado de un producto deben también preparar una FDS. Por ello conviene aclarar que la responsabilidad respecto al contenido de la FDS, es del suministrador del producto peligroso aunque este no sea el autor de la misma.
 

• El responsable de la comercialización de un producto químico peligroso, ya se trate del fabricante, importador o distribuidor deberá facilitar obligatoriamente al empresario o usuario profesional la FDS en el  momento de la primera entrega del producto y, posteriormente, le comunicará cualquier información nueva relacionada con el mismo. Tanto la FDS como las revisiones posteriores deberán estar fechadas y serán una copia de las presentadas en el Ministerio de Sanidad y Consumo (en papel o formato electrónico). Asimismo, el empresario tiene la obligación de solicitar estas fichas.

   Igualmente, se facilitará una FDS, previa solicitud de un usuario profesional, cuando un preparado no esté clasificado como peligroso pero contenga al menos una sustancia clasificada como tal.

Es necesario preparar una FDS para metales en forma maciza, aleaciones y gases comprimidos. Los productos químicos peligrosos suministrados a granel, por ejemplo en cisterna o por conducciones, también necesitarán una FDS.
 

Disponer de la FDS de los productos utilizados permite al empresario:

- Determinar si existen agentes químicos peligrosos en el lugar de trabajo y en consecuencia, evaluar los riesgos para la salud y seguridad de los trabajadores, cumpliendo lo establecido en el R.D. 374/2001.

- Establecer procedimientos de trabajo seguros y tomar medidas para el control y reducción del riesgo químico.

- Facilitar a los trabajadores la información y datos complementarios a los contenidos en la etiqueta sobre las características físico-químicas, toxicidad y condiciones de uso de los productos, con las consecuencias que de ello se derivan para su salud.


Las FDS, por ser una fuente de información muy importante para la prevención del riesgo químico, deben tratarse como documentos de uso general y estar a disposición de los trabajadores, de los Delegados de Prevención, así como de los servicios médicos.
 
 


 Página de inicio